Medallitas y Colgantes Merkelcita Plis: La nueva moda que viene…

La pulseras y colgantes de moda son una nueva fiebre, como Giorgi Dan y la canción del verano. Pero este nuevo año de 2016 que viene, ya tiene la reina por adelantado: las medallas y colgantes de Merkelcita Plis.
medallas merkelcitas plis

Será la nueva moda en España, Italia y Grecia. Al igual que las vírgenes tomaron los nombres, santuarios y lugares de peregrinación de las diosas paganas, la nueva todopoderosa, también toma su lugar como centro de nuestras súplicas y rezos.

colgante merkelcita plisTodos recordamos del colegio, cuando aún no se habían cargado la enseñanza que lugares como el Santuario del Rocío, tan significativo en la iconografía católica española, y en las costumbres más carpetovetónicas, no fué fundado por ninguna virgen cristiana.

Los historiadores situaban un templo erigido a la diosa Astarté, justo donde ahora se yergue la Ermita de El Rocío, en las marismas Huelva, y donde cada año acuden miles de peregrinos. Pues algo similar está pasando con las medallas Virgencitas Plis y las nuevas Merkelcitas Plis.

Además igual que con cualquier medalla de una virgencita plis, estas de la Merkelcita, también llevan aparejadas frases, oraciones, ruegos o súplicas, como:

Merkelcita Plis, Rescátame
Merkelcita Plis, Que me quede como estoy
Merkelcita Plis, Dame Trabajo (pero no mucho…)
Merkelcita Plis, Devuélvemene la Extra

Y toda una larga lista de súplicas a la única persona que parece que puede salvarnos, o al menos, la única que pinta algo en este fregado en el que todos y todas nos hemos metido, y que los ineptos que tenemos alrededor no parece que sepan sacarnos de él, ni que pinten mucho.

Bueno, como también son baratas, yo me he comprado 5, y no sé si me las pondré, pero al menos, como regalo, y para llevar una en el bolso, siempre me va a venir bien. Al menos podré mirar a la cara a la que manda sobre nuestros destinos… por si queréis verlas, os dejo la dirección donde las venden

Please follow and like us:
Posted in Sin categoría

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *