Un padre inventa un sistema para pasear silla de ruedas con un hoverboard: Descubre cómo…

silla de ruedas con hoverboard Hoy os queremos contar esta historia sobre un padre con un niño que sufre parálisis cerebral, y que ha ideado un nuevo sistema que, además de ayudarle con su propio hijo, es un invento que puede cambiar la vida de tantas y tantas personas que tienen familiares en silla de ruedas o a profesionales del …

Historia de Broadway en la década de los…

A pesar de arrastrar los pies se describe como “amateur”, sin gran parte de una parcela y la segunda establece ocasión y vestuario, fue un éxito y tuvo una racha de 502 actuaciones. Incluso George Jean Nathan, que tenía una reputación de ser uno de los críticos más vicioso de Broadway, vio el espectáculo en cinco ocasiones.

Arrastrar los pies se dice que es el espectáculo que anima el renacimiento de Harlem. Antes de su producción, la música negro, el ragtime, el blues y el jazz, fue llevado al centro a los clientes blancos. los clubes de Harlem se convirtió en favorito de los agujeros de riego de los patronos blancos después de la producción de arrastrar los pies.

Los lectores de este artículo también visitaron:

actores actrices broadwayHubo varias producciones más a arrastrar los pies para seguir este primer intento de Sissel y Blake para presentar un espectáculo negro para un público blanco. Todos estaban tan exitoso como el primero.

Esto dio lugar a otras producciones de espectáculos de negro arroja con retratos de la vida real negro, aunque dramaturgos blanca escribió la mayor parte de ellos. En 1927, un Premio Pulitzer fue ganado por Paul Green en el seno de Abraham, un juego en el que un granjero negro, después de luchar contra la opresión del blanco y negro de la sociedad para obtener una educación y mejorar la suerte de él y su pueblo, sucumbe a la la pobreza y la frustración. Mata a su medio hermano y blanco es ahorcado por una turba. Gilpin retomó el rol en Broadway.

Una nueva era, un nuevo espacio y una nueva apreciación por el talento negro se establecieron. Las grietas aparecieron en una barrera impermeable una vez se pensó, y las primeras gotas pequeñas de un nuevo orden social se filtraba a través. Hay que recordar que la barrera no estaba roto, sólo roto. En 1926, el papel de Lulu Belle, una obra sobre una prostituta negro, fue interpretado por Lenore Ulric cara pintada de negro.bisuteria lowest shop pulseras 00199Parafraseando a Ethan Morrden, el teatro abre la mente, lo cual es cierto, pero también refleja la sociedad que produce y lo apoya. Acelerada por los cambios provocados por la Primera Guerra Mundial, el orden social victoriano fue perdiendo el control, y los cambios estaban en marcha. Sería otros cincuenta años antes de que América se dio cuenta de la cosecha de estas semillas de algunos pequeños.

Si los adolescentes “eran Cohan, el veinte” fueron de O’Neill. Después de hacer incursiones con los jugadores de Provincetown, Más allá del horizonte, la primera obra de O’Neill de larga duración, se estrenó en una sesión matinal especial en el Teatro Morosco en febrero de 1920. O’Neill había trasladado la parte alta. Más allá del horizonte dio O’Neill su primer Premio Pulitzer. Ese mismo año, El emperador Jones se estrenó en Broadway.pulsera calaveras piedras moda 2017 0000235

Estos fueron seguidos por otras formas de producción más pequeñas de sus obras en el teatro de Provincetown, pero regresó a Broadway con Anna Christie en 1921 por la que recibió su segundo Pulitzer. O’Neill continuó su éxito a través de los años veinte con El mono peludo, Deseo bajo los olmos, El Gran Dios Brown, se rió Lázaro, Millones Marco y Interlude extraño, que le valió un tercio Pulitzer en 1928.

Muchos de ellos fueron en asociación con Lawrence Langner y el Gremio de Teatro. Fue esta asociación la que produciría mayor logro de O’Neill, Morning Becomes Electra, en 1931. Alla Nazimova realizaría el papel de la mujer asesina.pulseras lowest 002156

El tercer número de la prominencia de la presente década, es la cuestión de lo que es moralmente aceptable en el lugar público de teatro y quién es responsable de arbitrar esta pregunta. No era una cuestión nueva en el teatro, el teatro siempre se había considerado un caldero de vileza moral inaceptable y descarada.

Cuando Boston construyó su primer teatro en 1792, entradas separadas fueron construidas en las zonas altas a fin de que las prostitutas, que ofrecían sus servicios allí, no se mezclan con aficionados al teatro serio en la orquesta y los asientos entresuelo. No importa qué tan ejemplar actrices eligieron para llevar a cabo su vida privada, su respetabilidad siempre que se trate.pulseras moda fotos 0021

Camille había causado agita de “inmoralidad” en el teatro en medio del siglo 19. Cuando Henry Irving sustituye la escena final en una producción de 1883 de El mercader de Venecia, Portia Miss Ellen Terry, extendió la mano y le puso una mano en el brazo de Bassanio, creando un grito de “vulgaridad” escandalosa “. “¡Dios mío, ella lo está tocando!” era el grito de Kemble Fanny.

En 1900, los neoyorquinos fueron afrentados por Sapho, en la que Hamilton Revelle recogió la señorita Olga Nethersole y la llevó hasta una escalera de lo que se entiende, obviamente, que su gabinete. La policía de la ciudad detenida Miss Nethersole como un corruptor “de la moral pública”, junto con varios otros miembros de varios otros de la empresa.

Un jurado absolvió a Miss Nethersole de cualquier comportamiento ilícito y volvió a abrir el juego. La segunda señora levantó las cejas y Tangueray dedo acusador en 1893, y la profesión de la señora Warren fue cerrada después de una actuación en 1905, en su primera aparición en Broadway. Durante años, Belasco y Daly y Woods Alf había realización de obras con el proxenetismo nombres, de llegar a la liga Gertie Su novia la noche. ¿Qué estaba pasando ahora?

Estados Unidos entró en la “Era del Jazz”, aunque como Morrden señala, nadie está seguro de lo que salga de correo jazz es … “Gershwin, Rhapsody in Blue, o WC Handy en” Saint Louis Blues “? Para el sargento Rhoda Milliken del departamento de policía de Washington DC, el jazz era “cualquier música que se reproduce en un” saxofón, cuando esta organización decidió hacer cumplir una antigua ley contra la “música inmoral”.

Esta es la década en que las faldas pasó de seis pulgadas por encima del tobillo a seis pulgadas por encima de la rodilla. Los gobiernos desde el nivel nacional hasta el nivel local trató de “preservar” la decencia moral en América. Prohibición había sido decretado en 1919. Vicepresidente (que pronto será el presidente) Calvin Coolidge estaba haciendo discursos afirmando que de los “dos motivos fundamentales que inspiran la motivación”, la justicia y la ganancia, la más importante es la justicia.

En abril de 1926, Mae West abrió sus puertas en El sexo, que Variety define como un “espectáculo desagradable barrio rojo”. Miss West sería detenido y servir a los diez días en el albergue de la Mujer para el Bienestar de la isla – pero no hasta después de la feria corrió para 375 actuaciones. Miss West comentario sobre la prueba? Los uniformes se sentían incómodos. En el sexo, Miss West jugó un señora de Montreal.

Este no fue el único espectáculo en Broadway en el tiempo con una prostitutas como un personaje principal. El embrujo de Shanghai, protagonizada por Florencia Ramos (331 actuaciones), y Lulu Belle (461 actuaciones) también fueron a jugar. La diferencia es que en la tarde dos espectáculos de edad victoriana “justicia” se impuso. Incluso el camino más fácil, desde la década anterior, había un matiz moral.

La (anti) heroína no podía dejar de ser moralmente dispuesto a “la manera más fácil”. Para ser justos, sin embargo, hay que decirle que Lulu Belle fue incluido con el sexo como uno de los diez (sí, diez) muestra más sucio en Broadway.

Teatro se le dio la opción a la policía en sí (la opción de la Motion Picture Industria ya ha aprobado) o la cara controles públicos y procedimiento. Al mismo tiempo, la prensa popular alabó Ethel Waters para poder entregar el “caliente” canción “Handy Man” por “conducta serena”.

“¿Cómo esa chica puede controlar su cooch deben ser recompensados de alguna manera”. La gestión del Palacio obligó a abandonar la canción de su actuar. Una lista de palabras subió detrás del escenario que no iban a ser mencionado en una casa de Keith-Albee, para que no caiga en oídos delicados.

El final del argumento no se ha visto, y nunca puede tener una conclusión definitiva. La controversia sobre lo que constituye el arte sigue siendo un problema hoy en día. La década de los años veinte era rico para aficionados al teatro y el teatro en general.

Fue la década en la que Antoinette Perry protagonizó más larga duración flop, (The Ladder, financiado por un excéntrico que podía darse el lujo de perder $ 6.500 a la semana. En 1929, un periódico de la universidad cumplido una estudiante de primer año, de Tennessee Williams, por su obra de teatro de Broadway La belleza es la Palabra. Fue la década de la trampa “, la ginebra bañera y clandestinos.

Pero lo más importante, fue la década en la que presentó nuevos temas, nuevos talentos y un nuevo” teatro de Estados Unidos “. Fue la década que mejor muestra el desafío entre la vieja guardia y lo que estaba por venir.

Búsquedas recomendadas con broadway
broadway musicales
broadway ropa
broadway historia
broadway entradas
broadway cines
broadway fotos
broadway mapa
teatro broadway

CategoríasSin categoría